15 abr. 2010

Límites



Hoy recoge la prensa provincial de por acá las declaraciones que ha hecho Alejandro del Moral, Director del Centro del Agua y los Humedales Manchegos. Creo que habría que prestarles atención. ¿Por qué? Por la sencilla razón de que Las Tablas están esplendorosas, pero quienes somos asiduos hemos empezado a observar como el agua retrocede y baja su nivel. Este espejismo de triunfo no debe confundirnos hasta el punto de relajar nuestras demandas y dejar que no se acometan con celeridad las propuestas que engloba el Plan Especial del Alto Guadiana, documento que de cumplirse al pie de la letra permitiría que el Parque Nacional Las Tablas de Daimiel vuelva a adquirir, si no del todo,  la casi totalidad de la importancia que en otros tiempos tuvo.
Les remito a que lean las declaraciones que del Moral hizo, con quien comparto el desconcierto o la desazón de no entender cómo se puede seguir subvencionando el cultivo de productos agrícolas excedentarios.

Muy claras y precisas son las declaraciones que Miguel Álvarez Cobelas y Santos Cirujano Bracamonte doctores en biología  del Consejo Superior de Investigaciones Científicas hicieron en el diario El Día de Ciudad Real el pasado 11 de abril.